Tiempo de lectura: 4 minutos

La última milla E-commerce juega un papel clave en el desarrollo logístico de la fase final de transporte y entrega de suministros y pedidos online a los clientes. Una mala gestión en esta etapa crucial de la cadena de suministro puede desencadenar efectos negativos al negocio online.

Para nadie es un secreto el notable auge que presentan los negocios E-commerce en la actualidad, pero mantener un ritmo estable requiere de un proceso de adaptación de las exigencias del medio.

Si tienes o acabas de iniciar un negocio online, necesitas conocer a detalle los retos de gestionar adecuadamente procesos claves como la última milla en una empresa E-commerce.

¿Qué es la última milla E-commerce?

La distribución capilar, mejor conocida como última milla E-commerce, consiste en la gestión organizada del último trayecto de transporte y paquetería hasta el cliente final. En este se agrupan varios pedidos online para después realizar sus correspondientes entregas a los clientes.

Esa agrupación de paquetes se lleva a cabo en un lugar específico para simplificar el proceso posterior de distribución capilar. Se le denomina así porque la última milla E-commerce suele realizarse en zonas urbanas y rurales, las cuales disponen de diferentes franjas o ramificaciones (sitios de entrega).

Ciertamente la proliferación de negocios online de todos los sectores es uno de los mayores desafíos en la actualidad de la gestión logística. Por ello, el sector logístico ha buscado adaptarse a las nuevas tendencias del mercado, creando así términos y métodos de desarrollo efectivos como la última milla para empresas E-commerce.

>  Cómo escoger el embalaje perfecto para tu ecommerce

Para satisfacer las necesidades de este proceso, se deben plantear objetivos realistas, ya que la administración de la última milla suele ser uno de las fases más costosas y complejas de lograr dentro de la cadena de suministro, junto con la gestión del stock de un E-commerce.

Formas de gestión de la última milla en un E-commerce

Las formas de gestión de la última milla en un E-commerce varían en función de las necesidades presentes en la cadena de suministro que maneje el negocio online. Esto implica que la gestión logística de la última milla de un E-commerce podría encargarse de cubrir diferentes tipos de cadenas.

Dicho esto, la última milla E-commerce puede encargarse de cubrir las cadenas de suministro relacionadas con el proceso de producción (B2B). Por ejemplo, si es un negocio online de velas, este método se encargará de gestionar el trayecto de la materia prima con la que se producen los diferentes tipos de velas disponibles en su comercio online.

También, la última milla E-commerce podría centrar su enfoque en la gestión de cadenas logísticas enfocadas en el sector retail y de entregas de pedidos al consumidor final (B2C). Esta clase de procesos se genera tras la realización de un pedido online. Se realiza una entrega directa al cliente, ya sea acordando un punto de recogida del paquete, en su hogar o en una taquilla automatizada.

Ambas formas de gestión de la última milla tienen como objetivo final satisfacer a un comprador de un producto, sin importar que este sea un suministro para la producción o un pedido de algún cliente.

>  Tendencias en packaging para ecommerce 2021

última-milla-Ecommerce

Dificultades de la última milla en la cadena logística

La última milla E-commerce se enfrenta a diversos retos para lograr satisfacer al consumidor/cliente. Desde el momento en que se programa un pedido online con el cliente hasta que se realiza la entrega final, ese paquete pasará por un largo proceso de gestión, el cual tiende a toparse con varias dificultades en el trayecto.

● Condiciones de entrega

Las condiciones de entrega en las empresas E-commerce responden a muchas variables que podrían entorpecer el proceso de la última milla.

Aspectos como el coste de envío, el tiempo de entrega, el lugar y las fechas son parte de las variables que, si se descuidan, pueden desembocar en efectos negativos como una mala imagen o malos comentarios.

Para evitar esa clase de dificultades, los negocios online deben encargarse de especificar en su web o medios de difusión cuáles son los parámetros de envíos, es decir, el tiempo estimado de entrega, las zonas y las limitaciones, así como cumplirlos adecuadamente.

● Tipo de paquete

Otra de las dificultades características en el proceso de gestión de la última milla abarca la condición especial de un paquete y el tipo de transporte que requiera el packaging de un E-commerce. Recuerda que los negocios online se valen de la última milla para recoger varios paquetes y entregar en un mismo trayecto.

Hay paquetes que requieren de condiciones especiales como refrigeración o un embalaje especial. Por ejemplo, los productos frágiles requerirán de un embalaje adecuado para evitar accidentes.

Consejos prácticos para optimizar la última milla de un E-commerce

última-milla-de-un-Ecommerce

Ante los retos de gestión de la última milla en un E-commerce es necesario hacer una revisión de todo el proceso de transporte y entregas final para poder predecir los posibles fallos y reducir el margen de daños colaterales.

>  Cómo optimizar el picking en e-commerce

Para optimizar el proceso de distribución capilar de cualquier negocio online resulta conveniente aplicar algunos consejos y métodos prácticos durante la gestión de la última milla E-commerce:

  • Conocer los requisitos especiales para los diferentes tipos de paquetes que tenga el negocio.
  • Establecer en los medios de difusión del E-commerce un apartado indicando cuáles son las condiciones de entrega con las que trabaja la empresa.
  • Pautar formas de entregas alternativas, las cuales beneficien tanto a la empresa como al consumidor/cliente. Algunas opciones recomendadas por expertos son las entregas previamente pactadas, la utilización de taquillas inteligentes y establecer puntos de recogida.
  • Optar por vías de transporte favorables en las cuales se reduzcan la probabilidad de factores que puedan entorpecer la gestión de la última milla como el tráfico, atascos, calles cortadas o en construcción.
  • Mantener una comunicación activa y directa con el cliente durante el proceso de transporte y entrega del pedido.

Si estás buscando optar por esta clase de servicios logísticos especiales, en Serwell te apoyaremos en todo el proceso de gestión de la última milla de tu E-commerce. Para más información no dudes en ponerte en contacto con nuestro equipo, formado por profesionales cualificados del sector.